REVOLUCIONADO…

     12/07/17 – El domingo pasado participé en la siguiente prueba del Circuito Provincial BTT de Toledo en Chozas de Canales. Para mí, aunque aun quedan otras dos carreras más, significaba la última ya que me será imposible acudir a las restantes.

     En este sentido, y sumado a que la carrera significaba el Campeonato Provincial de Toledo de Maratón, acudía con ganas de hacerlo bien para conseguir este campeonato. Pero también siendo consciente de que, por diversos motivos, mis entrenamientos no están siendo los adecuados para mantener un buen nivel y ser competitivo en un Circuito que cada vez gana más nivel.

FOTO: Enrique Pino Rivera

     La carrera consistió un 71 km por caminos sencillos (salvo una zona que por las últimas tormentas contenía tramos de agua y barro) en los que se acumulaban más de 800 m de desnivel positivo.

FOTO: web wikiloc

     La colocación en la línea de salida no fue mala y una vez la carrera iniciada, tardé poco en llegar a cabeza y, como siempre, colocarme entre los primeros para evitar riesgos.

Sin embargo, algo no funcionaba correctamente.

     Como podemos ver en la imagen inferior (zona gris – ALTURA, línea roja – FC, línea azul – VELOCIDAD), que corresponde a los primeros 12 km de la carrera, en cuestión de 1 km mi frecuencia cardíaca ya estaba por encima de 180 pulsaciones.

     Este dato podría ser normal ya que en todas las carreras de MTB el inicio es rapidísimo y exige un gran esfuerzo. Pero si nos fijamos al detalle, vemos que mi frecuencia cardiaca durante los 10 primeros km no bajó en ningún momento de 180 pulsaciones, llegando a picos en las zonas de subida de 194 pulsaciones.

¿Cuándo recupero? ¿Cuándo podré tomar un poco de aire?

¿Cuándo mi esfuerzo dejará de ser máximo?

     Con esta dinámica, en las pocas zonas llanas o de bajada podría mantenerme con el grupo cabecero. Pero cuando el recorrido se inclinada hacia arriba en rampas fuertes aunque cortas, se me hacía imposible exigirme un poco más para aguantar este ritmo, ya que al inicio de la subida yo ya rodaba al máximo de mis posibilidades.

     Es en el km 9 cuando digo basta. En este momento (ver siguiente imagen) se inicia un repecho de 600 m. Cuando voy a iniciarlo, estoy en 184 pulsaciones y a los 300 m me sitúo en las 191. Esto sumado al esfuerzo que ya arrastraba hasta entonces, hace que no pueda mantenerme a ese nivel y que tenga que ceder terreno con los rivales.

Mis posibilidades de triunfo se han esfumado y con ellas mi carrera.

     A partir de aquí ruedo despacio para recobrar el aliento. Me adelantan montones de corredores, grupos numerosos o ciclistas sueltos. Mi cabeza ya no está en modo carrera, ha pasado a modo gregario.

     Decido poner pie a tierra y esperar a uno de mis corredores para echarle una mano a conseguir un buen resultado en esta carrera ya que por motivación, entrega y sacrificio se lo merece.

     Cuando me coge, inicio de nuevo la marcha y me pongo en cabeza del grupo en el que rueda con el objetivo de, poco a poco (aun queda mucha carrera), podamos recuperar posiciones e ir cogiendo gente para subir en la clasificación.

     Este trabajo no es extraño para mí ya que en mi época de corredor fueron infinidad las ocasiones en las que tuve que trabajar para compañeros.

     Marcando un buen ritmo e intentando cuidarle, pronto cogemos al grupo que rodaba por delante. Seguimos en la progresión cogiendo corredores poco a poco.

FOTO: Enrique Pino Rivera

     En el primer paso por meta ya son varias las posiciones que hemos recuperado, pero como es normal, a medida que avanzamos, cada vez se hace más difícil seguir adelantando debido a que el nivel de los rivales va aumentando.

     Ya en la segunda vuelta, seguramente fruto de la desconexión psicológica con la carrera, se me hace difícil continuar con el esfuerzo y en el km 55 decido retirarme e ir despacio rodando hasta la meta.

     Lo que empezó siendo una carrera en busca de la victoria acabó con una retirada que me permitió ver el sprint desde la barrera.

ASÍ SON LAS CARRERAS, ASÍ ES EL DEPORTE.

     Los datos recogidos en mi Garmin 520 y que también puedes ver en mi cuenta de Strava son:

FOTO: web Circuito

Share

Mario

Un apasionado del deporte que ha dedicado toda su vida al ciclismo. Ahora quiero compartir mi experiencia y mis conocimientos para ayudarte a mejorar tu calidad de vida y conseguir los objetivos deportivos que te propongas.

Click Here to Leave a Comment Below

Laura - julio 12, 2017

Ánimo que en la siguiente será mucho mejor!!

Reply
Leave a Reply:

“Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso” Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar